Un buen número de reconocidos chefs han declarado una campaña en contra de la moda del aguacate en los restaurantes, llaman a estos frutos “diamantes de sangre de México” debido a los desastrosos impactos sociales, ecológicos y ambientales que su cultivo genera en México, Centro y Suramérica, incluso en algunas regiones europeas.

Sustituyen el “guacamole” por salsas alternativas elaboradas con granos y semillas, debido a la preocupación por la gran huella de carbono del aguacate y sus métodos de recolección insostenibles que ocasionan pérdida de biodiversidad, escasez de agua y deforestación.

Los aguacates, producidos en América Central y del Sur, recorren inmensas distancias para llegar a los consumidores de Estados Unidos y Europa. Además, dadas las distancias, los aguacates se recogen antes de que estén maduros y se envían en contenedores de temperatura controlada, que consumen mucha energía.

Mencionan también uso excesivo de agroquímicos, gran consumo de agua y deterioro de los suelos por el cultivo intensivo. #noavocado

Por Círculos Online

La mejor información de la zona centro del Estado de Veracruz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *